buscar

Home

PMG: Capítulo 1328 - Intenciones asesinas evidentes

Capítulo 1328 - Intenciones asesinas evidentes

Yi Ren Lei lanzó más energías después de verlos aproximarse.

Sus energías se convirtieron en una jaula acuosa para bloquear el ataque de los enemigos. Sus energías se convirtieron en lluvia cuando golpearon la jaula.

Una deslumbrante luz dorada capturó a Yi Ren Lei, sin embargo, su silueta se distorsionó y logró escapar. Ella podría convertirse en agua cuando sea atacada.

"¡Ayúdame a bloquear a uno de ellos!", Le dijo Yi Ren Lei a Lin Feng usando telepatía. El otro liberó energías de viento que rápidamente la rodearon.

Lin Feng los miró y al instante se dio cuenta de que habían atravesado el sexto resono Zun Qi, por lo que si alguno de sus ataques los alcanzaba, morirían. La diferencia entre el quinto y la sexto reino Zun Qi era tan grande.

"¡Lucharé contra aquel con las energías doradas y abstrusas!", Dijo Lin Feng usando telepatía, mientras sacaba un cetro.

"¡Muere!", El cetro se convirtió en un árbol maldiciente y se dirigió hacia ese cultivador con las energías doradas.

"¡Toma!" Ese cultivador creó una mano gigantesca que se movió hacia el árbol antiguo. Inmediatamente lo agarró y arrojó el cuerpo de Lin Feng.

"¡Maldición!", Dijo Lin Feng. El cetro liberó energías en la mano gigantesca y comenzó a corroerla.

"Bzzz!" Ese cultivador de repente se veía horrorizado. Quería mover su mano hacia atrás, pero la sangre ya había aparecido.

"¡Debes querer morir!", Dijo ese cultivador. Extendió la mano y apareció una torre dorada con marcas doradas.

"¡Muere!", Gritó el cultivador. La torre se volvió gigantesca, tan grande que iba a aplastar a Lin Feng como una hormiga.

"¡Sal!" Lin Feng sacó su cama y la puso sobre su cabeza.

"Kaboom!" La torre dorada se estrelló contra la cama, dejando los brazos de Lin Feng entumecidos. Esa torre había forzado la mitad del cuerpo de Lin Feng en el suelo.

"¡Eres bastante duro!", Dijo el enemigo mientras liberaba más energías opresivas.

"¡Boom!" Lin Feng lanzó Qi demoníaco esta vez. La torre dorada estaba de nuevo sobre la cabeza de Lin Feng, pero luego desapareció de repente y reapareció frente al enemigo. Su cetro apunta directamente a la cabeza del enemigo.

"¡Kaboom!" La torre dorada golpeó el suelo y explotó. Lin Feng se sentía un poco afortunado de tener su capa para teletransportarse.

"¡Maldición mortal del alma!" Gritó furiosamente Lin Feng. De repente, fue como si los fantasmas estuvieran gimiendo, sus lamentaciones resonando en el cerebro de todos los demás y corroyendo su determinación.

"¡Destruye!" Gritó furiosamente un cultivador fuerte. Su cuerpo se vio rodeado por luces doradas mientras se arrojaba a Lin Feng. El espacio a su alrededor se volvió completamente dorado y Lin Feng se sintió abatido, como si varias montañas descansaran sobre sus hombros.

Ese cultivador del sexto reno Zun Qi había atacado a Lin Feng unas cuantas veces, pero aún no había logrado matarlo.

Lin Feng retrocedió unos pasos, pero aún estaba atrapado en el mundo dorado. Aunque las armas sagradas sin par eran poderosas, el cultivador que las usaba también tenía que ser fuerte.

Lin Feng miró a su enemigo que se acercaba rápidamente y luego a los cuerpos en el suelo, a las veinte personas que había matado antes.

"¡Técnica de maldición mortal!" Lin Feng usó su cetro para liberar más energías, inmediatamente después, los cuerpos comenzaron a levantarse.

"¡Muere!", Dijo Lin Feng. Los ojos de los cadáveres centelleaban con luces negras mientras avanzaban hacia el enemigo. Al mismo tiempo, Lin Feng atacó el mundo dorado con su cetro de nuevo. Sabía que los cuerpos no podían resistir los ataques de los enemigos.

"¡Maldición Dorada!", Las energías doradas se desvanecieron y Lin Feng se elevó en el aire, rodeado por Qi demoníaco.

"¿A dónde vas?", Gritó el cultivador, persiguiendo a Lin Feng. Lin Feng golpeó el aire en su dirección.

"Kaboom!" Lin Feng fue impulsado violentamente hacia atrás y se estrelló contra el suelo. Muchos de sus huesos estaban rotos.

Lin Feng invocó su fuerza de sangre. A pesar de que aún no había logrado llegar al reino Zun Qi, tenía sangre de dragón.

Lin Feng también tragó un poco de agua de vitalidad y liberó energías de vitalidad abstrusa para sanar su cuerpo.

Sin embargo, no tenía mucho tiempo antes de que los enemigos se acercaran a él.

Lin Feng abrió su tercer ojo y se convirtió en una bestia demoníaca.

"¿Crees que usar tu conciencia divina es útil?", Preguntó el enemigo. Una mano dorada se dirigió en su dirección otra vez.

"¡Conciencia bestial, abierta!", Dijo Lin Feng. Qi Desolado salió de dentro de él.

Ese puro y Qi desolado podría corroer cualquier cosa, incluso las luces doradas se desvanecieron.

"Ah ..." el fuerte cultivador dio un horrible grito. Sus ojos fueron golpeados por el Qi desolado, lo que le impidió abrir los ojos.

"¡Muere!"

"¡Muere!"

Gritaron Lin Feng y su enemigo al mismo tiempo. Lin Feng apuntó con su cetro a la cabeza del enemigo mientras el enemigo atravesaba el Qi desolado y apuntaba directamente hacia Lin Feng.

"¡Muere!" "¡Muere!" Gritó Lin Feng, liberando más y más Qi demoníaco. Además del demoníaco Qi, también lanzó el Qi celestial de Ling Long.

"Kaboom!" Las grietas comenzaron a aparecer en la cabeza del enemigo. Al mismo tiempo, el enemigo alcanzó a Lin Feng. Los huesos de Lin Feng se estaban agrietando y sus vísceras se sentían como si fueran a explotar.

Lin Feng fue impulsado hacia atrás, estrellándose contra el suelo a cien metros de distancia. La sangre salpicó por todas partes, una huella de mano de oro gigante quedó en su pecho. Afortunadamente, finalmente había logrado herir al enemigo, pero había usado todo el Qi desolado del Mar Huang que había absorbido previamente.

Yi Ren Lei también estaba en una mala situación. Estaba herida, solo lograba evadir golpes letales, nada más.

"¡Padre!" Gritó Dao He furiosamente. Llegó un grupo de cultivadores fuertes y todos los enemigos de repente parecían desestabilizados. Un fuerte viento comenzó a soplar y aparecieron tornados.

"Slash, slash ..." las luces de las cuchillas aparecieron por todas partes y la sangre se derramó. El viento se calmó, Yi Ren Lei apareció desde el caos, su ropa estaba un poco rota.

"¡Su Majestad!" Dijo un cultivador en la parte superior del reino Zun Qi, inclinándose ante Yi Ren Lei de una manera respetuosa. Al mismo tiempo, los otros cultivadores fuertes limpiaron la sangre y el polvo de la cara de Dao He, entonces, todos corrieron hacia Yi Ren Lei e hicieron una reverencia.

"Muchas gracias a todos por su ayuda." Dijo Yi Ren Lei, mirándolos. Ella no parecía particularmente preocupada. Luego, fue a Lin Feng y vio el cuerpo del cultivador, del sexto reino Zun Qi, a quien Lin Feng había matado.

"Eres increíble", Dijo Yi Ren Lei, sonriendo de una manera que basta para enamorar a alguien. Los fuertes cultivadores detrás de ella no podían ver su rostro, pero podían decir por su voz que no sonaba tan fría. .El Padre de Dao He  frunció el ceño y lo miró fríamente.

"Su Alteza, ¿quién es ese?" Preguntó Dao Gu, caminando apresuradamente hacia Lin Feng, sin ocultar su frialdad. Lin Feng estaba sorprendido. ¿Por qué ese tipo quería matarlo?

"¡Cuida tus palabras!", Dijo Yi Ren Lei.

"Entiendo, pero para tu seguridad, esa persona debe irse." Dijo Dao Gu furiosamente.

Yi Ren Lei lo miró y luego caminó junto a Lin Feng. Ella lo agarró del brazo y dijo: "¡Es mi novio!"

________________________________________________________

Editado y Traducido por Gasaraki

Login Form

CrewChat