buscar

Home

TDE: Capítulo 27 - El Segundo Heredero

 

Traducido carlosdaniel1990

 

_____________________________________________-

 

Capítulo 27 - El Segundo Heredero

 

Dentro de la niebla, la sombra continuó caminando hacia ellos.

 

Al ver que la figura se les acercaba, Calron se sintió ligeramente nervioso, ya que había aprendido que la desgracia parecía seguirlo a todas partes.

 

 

Incluso Gordito parecía un poco nervioso con la atmósfera actual. Podía sentir instintivamente que alguien con una poderosa aura venía hacia ellos.

 

* clack * * clack *

 

 

El sonido de un palo de madera golpeando contra el suelo resonó en la calle tranquila.

 

"¿Eh? Escuché ese sonido antes... ¿podría ser? "

 

Justo cuando Calron murmuró para sí mismo, una figura pronto emergió de la niebla, revelando sus facciones.

 

 

"¡Maestro!"

 

Exclamó Calron al ver que el rostro arrugado de Elías se iluminaba lentamente bajo la luz de la luna. Su pelo plateado estaba cuidadosamente atado en una cola de caballo, y su túnica blanca brillaba con la misma luminosidad que la suave luna de arriba. La niebla comenzó a dispersarse cuando él salió de ella, y continuó caminando hacia Calron y Gordito.

 

Al ver a su Maestro, Calron se sintió eufórico y confundido. A su Maestro no le gustaba salir en público y, además, a menudo le recordaba a Calron que mantuviera su relación completamente oculta de los demás.

 

Esta era la única razón por la que aún no había revelado nada sobre su entrenamiento en artes marciales a Gordito. En el escaso tiempo que habían pasado juntos, ambos muchachos habían desarrollado, sin saberlo, un vínculo irrompible. No sabían mucho sobre el pasado o la historia de los demás, pero sus almas naturalmente se atraían entre sí, como si compartieran un destino similar.

 

Gordito fue el más sorprendido de los dos. Calron acababa de llamar a este anciano delante de él, "Maestro", entonces ¿cómo no podía sorprenderse? Además, ¡el hombre estaba completamente ciego!

 

 

 

Incluso en la oscuridad, Gordito podía ver claramente los opacos ojos grises de Elías y el chasquido del palo de madera contra el suelo. Solo las personas ciegas tenían los ojos nublados, ya que su visión se veía afectada.

 

"Hermano mayor, ¿acabas de llamarlo 'Maestro'?"

 

Gordito balbuceó vacilante junto a Calron.

 

Al darse cuenta de su repentino error, Calron se sintió tonto ya que acababa de revelar el secreto guardado entre él y Elías. Mirando a su Maestro para ver su reacción, Calron se sintió apaciguado por las siguientes palabras de Elías.

 

"Está bien, Calron. Lo habría descubierto tarde o temprano. Además, necesito que lo sepa ahora”.

 

Elías dijo con una leve sonrisa cuando finalmente llegó frente a los dos chicos.

 

Desconcertado por las palabras de su Maestro, Calron se quedó allí parado mientras reflexionaba sobre lo que quería decir Elías.

 

 

"Roran, puedo curarte de tu enfermedad".

 

¡Solo esas pocas palabras pronunciadas por Elías sacudieron el mundo de Gordito!

 

¡No importa el hecho de que el hombre ya sabía su nombre, pero su enfermedad era un secreto muy bien guardado que ni siquiera toda la familia Axier conocía!

 

 

Las manos de Gordito temblaron mientras subconscientemente se tambaleaba unos pasos atrás.

 

"H-¿Cómo lo sabes?"

 

Gordito preguntó con un temblor en su voz. Su enfermedad era su mayor debilidad y si otros descubrían lo que realmente era, ¡lo tratarían peor que a la basura!

 

Sin prestar atención a los cambios en el comportamiento de Gordito, Elías respondió con calma.

 

 

"Porque yo soy lo mismo que tú".

 

 

........................... ..

 

"¡Informe!"

 

Una voz fría ordenó al hombre arrodillado frente al estrado.

 

 

"Mi Señor, el Maestro Dane ha aceptado tomar a la pequeña señorita bajo su tutela durante los próximos años. Hemos hablado con el Director de la Escuela, y el Maestro Dane no debería tener problemas para permanecer en la Escuela Jabalí rojo durante ese tiempo”.

El asesino declaró con voz estoica.

 

 

"¿Cómo tomó Felice las noticias?"

 

Preguntó una voz helada, mientras su dueño se levantaba lentamente de su asiento. El hombre alto se volvió hacia un lado y miró por la ventana, mientras el asesino continuaba arrodillado en el suelo.

 

 

Una luna llena pálida flotaba suavemente en el cielo estrellado. Debajo, el viento tranquilo abrazaba las hojas de los árboles mientras se balanceaba suavemente en la noche.

 

 

"La pequeña señorita estaba muy contenta cuando descubrió que el Maestro Dane la iba a enseñar en Artes Marciales. Su reputación es de hecho bastante conocida”.

 

 

"Hmm, estoy contento".

 

La luz de la luna brillaba en la cara del hombre, revelando su pelo gris y barba recortada. Un par de penetrantes ojos de cobalto miraron el paisaje fuera de la ventana, mientras varios pliegues aparecían cerca de sus ojos.

 

"¿Cómo es el?"

 

De repente, un suave susurro sonó desde el hombre de pelo gris.

 

Al darse cuenta del repentino cambio de tono en la voz de su Señor, el hombre arrodillado supo a quién se estaba refiriendo su Señor.

 

 

"Él está bien, mi Señor. Él es intimidado a menudo, pero su espíritu nunca vacila. Según sus órdenes, no interferiremos a menos que su vida se vea amenazada”.

 

"¿Puede comer bien?"

 

El Señor preguntó con una leve sonrisa en su rostro, que el hombre arrodillado obviamente no podía ver ya que el hombre alto estaba de espaldas al asesino.

 

Sin entender el humor en la pregunta del canoso, el asesino no supo cómo responder.

 

 

"Sí, mi Señor, la escuela ofrece comidas para todos sus estudiantes".

 

 

"¡Jaja, dudo que ese bribón esté satisfecho con tan simple comida!"

 

El Señor se rió cuando comenzó a recordar los recuerdos de su hijo cuando era niño.

 

Mientras tanto, el asesino se arrodilló allí con la boca abierta.

 

Nunca había visto al Señor reír tan abiertamente. Señor Mort era conocido por su personalidad fría y dominante, ya que rara vez sonreía o reía.

 

Como si recordara algo, agregó el asesino.

 

"Mi Señor, recientemente ha estado pasando tiempo con un nuevo amigo".

 

 

El hombre de pelo gris volvió la cabeza ligeramente ante la nueva información.

 

"Un amigo ¿eh? Espero que te mantengas bien, hijo mío... "

 

El Señor susurró tan suavemente que incluso el asesino no pudo escuchar las últimas palabras.

 

 

 

.........................

 

 

 

De pie a un lado, Calron estaba completamente confundido acerca de la conversación entre su Maestro y Gordito.

 

 

¿Enfermedad? No vi nada malo con Gordito hasta ahora, y me parece perfectamente bien. ¿De qué está hablando la Maestro?

 

 

Mientras los pensamientos de Calron corrían en su mente, una escena diferente estaba ocurriendo entre Gordito y Elías.

 

 

"Sí, Roran, también soy un Elementalista Inferior".

 

Elías afirmó serenamente mientras sus opacos ojos grises miraban a Gordito con un brillo antinatural. Bajo ese intenso escrutinio, Gordito comenzó a dudar si este hombre estaba verdaderamente ciego o no.

 

 

Silencio.

 

 

 

¡Calron estaba aturdido! ¿Gordito era un Elementalista Inferior?

 

(* Dice Element-Less así que no sé cómo traducirlo)

 

 

Calron recordó todo el tiempo que pasó con Gordito, ¡y se dio cuenta de que ni una sola vez lo había visto liberar su esencia! Incluso cuando otros lo intimidaban, Gordito nunca volvería a defenderse, y Calron siempre había supuesto que era debido a la naturaleza inherente de Gordito, pero ahora parecía como si eso estuviera lejos de la verdad.

 

 

Sin embargo, Calron también recordó el momento de hoy en la ejecución pública cuando Gordito lanzó un aura perforadora de hielo. ¿Qué fue eso entonces?

 

Gordito tenía los ojos muy abiertos mientras miraba conmocionado a Elías. Había estado esperando secretamente que este extraño anciano se equivocara, pero este hombre realmente sabía su secreto. ¿Cómo?

 

 

Volvió la cabeza y miró la cara atónita de Calron. Sintiéndose aislado y solo, Gordito bajó la cabeza en señal de abatimiento.

 

 

"Pero el tuyo es un caso diferente, Roran. ¡Todavía tienes tu núcleo dentro de ti! Solo tus venas espirituales fueron fuertemente dañadas. Si el camino desde tu núcleo a tus venas puede ser reconectado, entonces ya no serás un Elementalista Inferior".

 

Elías dijo en un tono serio.

 

Al escuchar las palabras del anciano, Gordito sintió que una semilla de esperanza brotaba en su corazón. ¿Realmente sería capaz de cultivar? Hace tiempo que había renunciado a cualquier pizca de deseo de sentir el toque de esencia.

 

Cuando tenía cinco años, Gordito repentinamente sufrió una enfermedad mortal y estuvo postrado en cama durante varias semanas. Los sanadores de la familia dijeron que fue envenenado, y que no podría despertar a su elemento cuando cumpliera ocho años. Fue porque sus venas espirituales quedaron paralizadas para siempre.

 

En aquel entonces, Gordito era demasiado joven para darse cuenta de lo que eso significaba, pero a medida que crecía, entendía por qué era tan diferente de los demás. Inconscientemente pensó en sí mismo como débil y renunció a intentar luchar contra los agresores.

 

Esencialmente, era lo que llamaban un Elemento-Menos. Alguien que era incluso más bajo que los cultivadores de rayos en la cadena social.

 

"¿Estás diciendo la verdad? ¿Realmente puedo despertar a un elemento? "

Gordito sintió como si su corazón estallara de gozo incontenible en este momento. Aunque le gustaba reírse y parecía no preocuparse por los matones, en lo más profundo de su alma, tenía sed de poder. ¡Este deseo largamente extinguido, ahora se había vuelto a encender en un infierno ardiente!

 

"Sí. Si tu cuerpo físico puede sufrir una transformación, todas tus venas espirituales volverán a crecer y se conectarán de nuevo a tu núcleo”.

 

Cuando Calron oyó esas palabras desde un costado, sintió que su corazón latía violentamente contra su pecho.

 

Tenía la sensación de que conocía las siguientes palabras de su Maestro.

 

"Roran, serás el segundo Heredero del Legado de Sangre".

 

Login Form

CrewChat