buscar

Home

PMG: Capítulo 1437 - ¡El emperador Tian Long está furioso!

Capítulo 1437 - ¡El emperador Tian Long está furioso!

"¡Lin Feng!" Hou Qing Lin miró a Lin Feng de una manera extraña. ¿Qué estaba haciendo Lin Feng con las semillas del destino en sus manos? ¿No tenía miedo de que otros lo atacaran?

"¡Hermano!", Dijo Lin Feng sonriendo. Hou Qing Lin estaba con Mo Qing Tian y Xing Zhan. Estaban todos sanos y salvos. Hou Qing Lin ya había abierto al noveno reino Zun Qi y tenía un arma imperial. Con él a su alrededor, nada podría sucederle a Mo Qing Tian y Xing Zhan.

Ya habían estado allí por tres años. En ese momento, Hou Qing Lin había llegado al noveno reino Zun Qi, Mo Qing Tian al séptimo y Xing Zhan al sexto.

"Lin Feng, ¿qué estás haciendo?", Preguntó Xing Zhan, mirando las semillas del destino.

"Estoy tratando de atraer a la gente, es muy difícil encontrar personas para matar." Dijo Lin Feng, levantando las semillas de su destino por encima de su cabeza. Lo hizo sonar como si esto fuera algo natural de hacer. Hou Qing Lin inspeccionó el nivel de cultivación de Lin Feng y sonrió, "Tres años y ya has atravesado el sexto reino Zun Qi, nada mal. Ya no hay mucha gente que pueda competir contigo aquí."

Lin Feng se rió y preguntó: "Hermanos, ¿cómo están los demás?"

"Tian Chi está con Li Hen y Mu Bei, Ruo Xie está con Ban Ruo, Wu Yong y Ku Can. Deberían estar bien." Respondió Hou Qing Lin.

"Espero que estén bien." Dijo Lin Feng, sonriendo.

"¡Bzzz!" El cielo tembló, haciendo que Lin Feng, Hou Qing Lin y los demás se voltearan para mirar a lo lejos. Vieron una luz extraña allí.

"¡Es la salida!", Pensó Lin Feng. Esa era la dirección en la que habían llegado por primera vez.

"Se acabó, esa es la salida. Finalmente podemos irnos."Susurró Hou Qing Lin. Tres años, y ahora el mensajero había abierto el sello nuevamente.

Después de la apertura del sello, tenían un día para irse. Si no se iban en ese momento, nadie sabía qué les pasaría. Tal vez una fuerza destructiva se apoderaría de ese mundo o tal vez tendrían que esperar otros cien años para irse. Incluso si no hubiera una fuerza destructiva, si quisieran partir cien años después, ¿se les permitiría siquiera hacerlo?

Nadie lo sabía Por lo tanto, no querían intentarlo. Muchas siluetas parpadearon hacia la salida.

"¡Vamos!", Dijo Hou Qing Lin. Los cuatro también se movieron en esa dirección.

"¡Tres años! Me pregunto cómo es el mundo exterior ahora." Pensó Lin Feng. Echaba de menos a sus amigos y familiares. Tres años fue mucho tiempo, muchas cosas podrían haber sucedido mientras estaban lejos.

Los cuatro eran extremadamente rápidos, por lo que se acercaban a la salida con relativa rapidez. Pero en ese momento, en la distancia, una deslumbrante luz dorada brilló y resonaron resonancias sónicas en el cielo.

"¡Es Ruo Xie y el pájaro!" Notó Hou Qing Lin. Su arma imperial brilló mientras volaba hacia ellos.

"¡Pájaro apestoso!", Pensó Lin Feng mientras seguía a Hou Qing Lin, saltando sobre su gigantesca espada.

"¡Mo Peng, debes querer morir!" Gritó Hou Qing Lin furiosamente. Ban Ruo ya estaba cubierto con su propia sangre.

El gran roc  oriental verderón volvió la cabeza y vio energías de reencarnación que se acercaban a él.

"¡Slash, slash!", El gran roc agitó sus alas y voló hacia Hou Qing Lin. Lin Feng también llegó con Hou Qing Lin, sosteniendo su maldito cetro y gritando: "¡Pájaro apestoso, muere!"

Una fuerza maldiciente rodeó el cuerpo de Mo Peng, volviéndolo un poco gris. Agitó sus alas otra vez, queriendo escapar ahora.

"¡Muere, muere, muere!", Gritó Lin Feng. Usó toda su fuerza para atacar al gran roc. La silueta de Hou Qing Lin parpadeó cuando rápidamente asaltó al pájaro con energías de reencarnación. El gran roc dio un horrible grito bajo esta presión conjunta.

"¡Bzzz!" Se protegió con un ala y agitó al otro para empujarse hacia la salida.

"¡Muerte por reencarnación!", Gritó Hou Qing Lin. Las energías de la espada de reencarnación rodeaban al gran roc, ralentizándolo mientras se acercaba a la salida. Luego, Hou Qing Lin saltó hacia adelante y estaba prácticamente en su cola al salir del mundo. Sabía que cuando el pájaro se fuera, el Emperador Peng estaría del otro lado. Entonces no tendría otra oportunidad de matar al pájaro.

"¡Ban Ruo!" Algunas siluetas parpadearon. Ban Ruo estaba sentado con las piernas cruzadas, tratando de sanar sus heridas. Lin Feng llegó junto a él y liberó energías de vida para ayudar. Abrió los ojos y asintió con la cabeza hacia Lin Feng.

"¿Qué está pasando?", Gritó Tian Chi después de que sintió que Ban Ruo estaba herido.

"Ese pájaro apestoso usó un arma imperial y lo hirió", Respondió Xing Zhan de una manera fría.

"¡Ese estúpido animal otra vez!" Los ojos de Tian Chi se llenaron de luces frías: "Ese estúpido animal nos persiguió por un tiempo, pero luego vio dos luces y se fue. Ahora estamos sanos y salvos gracias a esas luces."

"Tenemos que matarlo en algún momento" Dijo Hou Qing Lin. "Mientras estés bien, eso es lo más importante. Lin Feng estaba mostrando sus semillas del destino, no hubiera pensado que te ayudó. Todos somos afortunados."

"¡Estoy bien, así que vamos!", Dijo Ban Ruo sonriendo a sus amigos. Luego, los cultivadores de Tiantai se movieron hacia la salida.

Después de cruzar el portal, sintieron que mucha gente los miraba y que todos eran emperadores. Ninguno de ellos se había ido durante estos años.

Luego percibieron las energías asesinas de algunas personas. Se voltearon y vieron el pájaro: su Qi todavía estaba gris, y él estaba sufriendo.

"¡Maestro!", Dijeron los discípulos de Tiantai al emperador Yu. El emperador Yu sonrió y asintió con la cabeza hacia ellos, "¡Bien!"

"¡Lin Feng!" Gritó una voz. Fue el príncipe heredero y el segundo príncipe de Tian Long.

El emperador Tian Long estaba asombrado, solo salieron dos príncipes.

"¿Qué está pasando?", Preguntó el emperador Tian Long.

"Padre, Seis y Cuatro fueron ... por Lin Feng ..." Dijo el príncipe heredero. Él ni siquiera podía decirlo. Las palabras no saldrían. El emperador Tian Long miró a Lin Feng con una mirada penetrante.

"¿Por qué no mataste a esos dos también?", Preguntó el emperador Yu, sonriendo indiferente.

Lin Feng se sorprendió y se rió: "El emperador Tian Long estaba preocupado por sus discípulos basura porque son demasiado débiles, por lo que les prestó un arma imperial. Si no tuvieran armas imperiales que los protejan, los habría matado también."

_________________________________

Editado y Traducido por Gasaraki

Login Form

CrewChat