buscar

Home

RW: Capítulo 103 - Cissanthemos y la familia Elk (2)

Capítulo 103 - Cissanthemos (Honeysuckles) y la familia Elk (2)

 

“¿Qué pasó?” Petrov pasó por la multitud y pregunto.

 

“Sr Hull, estaban hablando acerca del Señor de la Ciudad Fronteriza,” respondió alguien quien había visto el emblema de Cissanthemos en el pecho. “¡Él ha confiscado todas las pertenencias de nuestro pueblo, mientras estábamos aquí en Fortaleza Longum Carmen!”

 

“Me puedes llamame Petrov. Háblame de la situación.” Ordenó Petrov.

 

“Permítame explicárselo a usted, Sr. Petrov,” dijo Simón mientras paso a través de la multitud, revelando una sonrisa agradable. “Así es como es. Servimos al Duque con nuestras vidas, así que viví en la Ciudad Fronteriza donde era responsable de la gestión de las minas. Cada invierno traeríamos a los residentes de la ciudad de regreso con nosotros a la Fortaleza Longum Carmen, donde somos capaces de protegerlos del ataque de las bestias demoniacas. Pero este año, después del final de los meses de los demonios, cuando uno de mis colegas, Cornelius Fletcher volvió a regresar a Ciudad Fronteriza, ¡el Señor le dijo que su casa había sido demolida por la gente de la ciudad y que no iba a recibir ninguna compensación por ello!”

 

“’Si usted admite que la casa le pertenecía, entonces te pondré en la cárcel por deserción, donde tú podrás esperar, el día de tu ahorcamiento’,” dijo, copiando exactamente las palabras del cuarto Principe, “Señor usted tiene que entender, que lo que calificó como deserción, es el procedimiento que hemos utilizado durante más de cien años.”

 

Petrov no pudo evitar imaginar la apariencia del joven en su mente. Aunque para el mundo exterior el príncipe era extremadamente insoportable, pero en comparación con su experiencia personal de sus dos reuniones, Roland Wimbledon no era una presa fácil. Además, su método de manejar el delito de deserción dio el clavo en la cabeza, sin embargo, el otro lado no trató de pensar a través del asunto, sólo estaba buscando una razón, pero el príncipe nunca pensó en convencer al grupo de personas con razón.

 

 Ya se separó de la Fortaleza Longum Carmen hace mucho tiempo, pensó Petrov. O bien, cuando pensaba en ello más, ¿Cómo era posible que el príncipe no sabía que la nobleza buscaría refugio en Fortaleza Longum Carmen? Obviamente, esto no es posible. Él lo sabía claramente, sin embargo, todavía forzó una infracción criminal sobre ellos, obligando al otro lado tomar una decisión. Pero al final, todavía dejó que la otra parte regresara a Fortaleza Longum Carmen a reportar un acto bárbaro, al final, ¿Qué es lo que el príncipe quiere ganar?

 

“Pero él sigue siendo el Señor de la Ciudad Fronteriza,” dijo el hombre que había hecho reír anteriormente a Simón “Como el Señor, él tiene el poder de dictar las reglas dentro de su propia tierra.”

 

“¡La Ciudad Fronteriza todavía pertenece bajo la jurisdicción del territorio occidental!” Simón replicó descontento con una voz fría, “¿Estas cuestionando la autoridad de Duque Ryan? Como el Duque, es su trabajo supervisar la mina, y nombró a los nobles para que lo hicieran en su nombre. Pero ahora Roland había tomado todas las casas de la nobleza para sí mismo, se está enfrentando abiertamente en contra de las seis familias, Duque Ryan no va a quedarse parado de brazos cruzados y solo vera como él hace lo que quiere.”

 

“¿Estás hablando sobre el hombre que colgó a Dimitry Monteto?” Petrov no sabía cuándo René se acercó, “Mi padre ha estado furioso.”

 

“Joven Señor,” Simón dijo saludándolo con un saludo, “Es exactamente ese tipo de hombre, y ahora se está comportando aún más violentamente. Me temo que sólo Duque Ryan puede detener el Príncipe, y espero que transmita este asunto al Duque.”

 

“No se preocupe, incluso con o sin este asunto, el Duque Ryan ya está preparado para jugar sus cartas.” René no parecía ni un poco preocupado por el futuro, “Es precisamente por este asunto que he vuelto, es sólo que en este momento mi hermano mayor se encuentra todavía en la Ciudad Regium estableciendo su nombre bajo un contrato de comercio, así que por el momento sólo yo puedo dirigir a la Familia Elk.”

 

“¿De verdad? Eso está muy bien.” Dijo Simón alegremente.

 

Petrov frunció el ceño, porque él sabía que desde el momento en que llegó a entregar la oferta comercial y el príncipe decidió quedarse para el invierno en la frontera de la ciudad, que ese día llegaría tarde o temprano. Pero nunca había esperado que su amigo estuviese luchando en esta batalla. A pesar de todos los ojos mirándolo, sacó a René directamente a su lado, tratando de disuadir a: “Usted no debe ir a la batalla, que es un príncipe que está luchando.”

 

“Yo sé que él es un príncipe, el Príncipe de la Montaña,” René le dio unas palmaditas en los hombros a Petrov, “Tenga la seguridad el Duque Ryan no le hará daño al príncipe, tal vez será igual como en el pasado se rendirá cuando se encuentre en resistencia. Incluso si él quiere resistir, mientras lancemos un ataque con nuestros caballeros, los agricultores y los mineros se dispersarán. El cuarto Principe nunca ha blandido una espada o lanza, creo que ni siquiera es capaz de cortar un pelo.”

 

No, yo estaba preocupado de que usted fuera herido por él. Pero él era incapaz de decirlo, sabía que los otros nunca le creerían, porque incluso, para el mismo aún era difícil de creer. El príncipe sólo puede confiar en los agricultores y mineros, mientras que el duque puede depender en los caballeros. No sé por qué, pero mi corazón se vuelve incómodo cuando pienso en esto.

 

“Sr. Petrov, su padre le está llamando, tiene algo que discutir con usted.” Un camarero de pelo blanco de repente se precipitó al lado de Petrov y habló al oído.

 

“Ya voy.” Petrov asintió, y después de un adiós temprano para René, tomó un carruaje de vuelta a la Casa Cissanthemos con su ama de llaves.

 

“Padre.” Entró en el estudio y vio a su padre Shalafi Hull escribiendo algo junto a la mesa.

 

Cuando oyó la voz de Petrov, el conde no se detuvo en su escrito, “Hay que sumar el número de personas y sus ingresos dentro de nuestro territorio y me entregaras tu resumen directamente a mí, entonces podré organizar a los soldados para la expedición de primavera. El Duque Ryan también ya ha enviado un llamado a las armas, cuando la nieve se derrita, nosotros y las otras cinco familias tendremos que proporcionarle caballeros y mercenarios, para luego marcha hacia Ciudad Fronteriza.”

 

“¿Cuántas tropas tendremos que proporcionarle?”

 

El conde bajó la pluma hacia el escritorio y levantó la cabeza, “¿Qué pasó? Hasta ahora nunca te habías visto preocupado por ningún problema de este tipo.” Se movió hacia un lado de la mesa y abrió una carta, “Tenemos que enviar al menos veinticinco caballeros, junto con sus correspondientes escuderos y caballos. También los mercenarios, se deben encontrar totalmente equipados, y, por último, tenemos que enviar a 100 personas libres o siervos, los cuales tienen que estar equipados con armas sencillas.

 

Petrov contó el número de tropas dentro de su cabeza contando a todos los soldados proporcionados por las cinco familias. Esto serán más de 1.000 soldados. Junto con las propias tropas del Duque, sumaran una fuerza capaz de barrer con cualquier poder en el territorio occidental. Incluso si Fortaleza Longum Carmen no envía a sus tropas defensoras, esta fuerza no es algo que puede resistir la Ciudad Fronteriza. Después de todo la Ciudad Fronteriza sólo cuenta con dos mil habitantes.

 

“Padre, ¿Podrías permanecer lejos del campo de batalla?” Preguntó Petrov vacilante.

 

“¿Qué quieres decir hijo?” Preguntó el conde de forma extraña.

 

“Estoy preocupado por su seguridad.”

 

“Su Alteza Real solo cuenta con unos pocos caballeros y con menos de 50 guardias. ¡Nuestro número es más de diez veces mayor que él suyo!”

 

En teoría, este era el caso, pero su padre nunca había visto al Príncipe antes, pero Petrov si lo hizo. “Pero… Padre, todo el mundo dijo, que el muro hecho de pasta de barro pronto se derrumbaría, sin embargo, el príncipe siguió con la construcción y todavía se mantiene ahora. También dijeron, que la Ciudad Fronteriza está usando sólo mineros y agricultores como soldados, y que no serían capaces de detener a las bestias demoníacas. Su Alteza Real no sólo ha hecho esto, sino que incluso fue capaz de defender su ciudad hasta el final de los Meses de los Demonios, y durante los meses, nadie huyó de la Ciudad Fronteriza.” Cuanto más dijo, más perturbado su corazón se volvió, “Ahora, una vez más, todo el mundo piensa que el Duque Ryan derrotará a Roland Wimbledon, corriendo sobre el Príncipe tan fácilmente como correr sobre una hormiga. Padre, ¿Estás seguro de que será tan fácil como crees?”

 

“¡Ya es suficiente!” Shalafi dio un puñetazo a la mesa. Sacudió su cabeza y se puso de pie, y luego se caminó hacia la pared, la pared en la que los retratos de sus antepasados estaban colgados. “Siempre te gustaba más ser un hombre de negocios y comprar y vender bienes que montar a caballo e ir a la guerra, esto está bien para mí. Pero ser un comerciante no es igual a ser un cobarde. Aquellos comerciantes que cruzan el océano estaban amenazados de muerte todos los días,” gritó, señalando la pared. “Mira los retratos, tu abuelo, el abuelo de tu abuelo, todos se apoyaron en su arco o en su espada y se defendieron contra bestias demoníacas y bandidos. ¡Me decepcionas, teniendo tanto miedo de pelear!”

 

“No, padre.” Petrov inclinó la cabeza, ya no se encontraba motivado para discutir, pero dentro de su corazón pensó, estamos hablando de abuelo y el padre de su abuelo. Sí tomas un vistazo más de cerca de tu cara, y luego echas un vistazo a tu cinturón suelto y tu doble barbilla desbordante. Padre, ¿De verdad crees que eres capaz de usar el arco?

 

_______________________________________

Traducido por carlosdaniel1990

Login Form

CrewChat