buscar

Home

MGA: Capítulo 769 - Luchando hombro a hombro

Traducido por DxCronos

Editado por Gasaraki

Patrocinado por Darkrod

_______________________________________________________________

 

Capítulo 769 - Luchando hombro a hombro

 

"Wuqing, eres realmente audaz. Inicialmente no planeamos hacer nada con respecto a lo que sucedió dentro del Reino Marcial de Marcas Inmortales."

 

"Pero no pensé que te atrevieras a destruir públicamente la cultivación de Zhan Feng, e incluso a chupar su vida, convirtiéndolo en un lisiado."

 

"No importa cuánto perdón tenga mi Archipiélago de la Ejecución Inmortal, no puedo encontrar ninguna razón para dejarte ir."

 

"¿Tienes alguna última palabra? Puedo ayudarte a pasarlas a tu maestro desconocido. "Ya Fei sonrió con calma. Ella no tomó el anzuelo de Chu Feng y en su lugar, se burló de él.

 

"No tengo las últimas palabras, pero tengo algo que quisiera preguntarle." Dijo Chu Feng con una sonrisa.

 

"Para una persona lastimosa como usted que está a punto de morir, le daré esa oportunidad. ¿Que pregunta? Adelante. "Dijo Ya Fei abiertamente.

 

"¿Sigues siendo virgen?" Chu Feng sonrió mientras hablaba sin vergüenza.

 

"Tu ..." La cara de Ya Fei cambió de inmediato con whoosh después de escuchar esas palabras. No importa cuán grande fuera su límite, no podía dejar eso sola. Todos tenían su línea de fondo, y la pregunta de Chu Feng cruzó perfectamente los resultados de Ya Fei.

 

* Roar~~~ * En ese momento, Ya Fei estaba tan enfurecida como una tormenta eléctrica. La furia fría surgió en sus ojos, y el espacio circundante estalló con explosiones. Incluso los vientos y las nubes en el aire cambiaron debido a ella cuando expandió su aura de Señor Marcial rango cinco, y comenzó a lanzar ataques directamente contra Chu Feng.

 

 

 

"¡Jaja, parece que tenía razón! De hecho, ya has sido profanada por ese gran demonio, je je ... "Aunque vio que Ya Fei atacaba, Chu Feng todavía no tenía miedo en absoluto. En cambio, se rió con una desvergüenza más inmensa.

 

En un abrir y cerrar de ojos, ambos estaban en una batalla. Las ondas expansivas que tocaron el cielo comenzaron a explotar en todas partes.

 

Murong Xun no atacó; él solo miraba en silencio. Mirando la fuerza de Chu Feng, Murong Xun sintió que no era digno de sus propios ataques. También sintió, con la fuerza de Ya Fei, podría cuidar a Chu Feng muy rápidamente.

 

Pero pronto, frunció ligeramente las cejas y algo de sorpresa apareció en sus ojos. A pesar de que Ya Fei tenía la ventaja, en ese mismo instante, Ya Fei, como un Señor Marcial rango cinco, era realmente incapaz de derrotar a Chu Feng inmediatamente, un Señor Marcial rango dos.

 

"Wan'er, ve a ayudar a tu cuñada." Le dijo Murong Xun a Murong Wan.

 

"Ir a ayudarla". Pero sin siquiera pensar, Murong Wan se negó al instante.

 

Murong Xun parecía haber esperado tal situación. No solo carecía de ira, incluso sonrió ligeramente y dijo con mucha paciencia: "Wan'er, la situación global es de suma importancia. No importa si te gusta Ya Fei o no, ella sigue siendo tu futura cuñada. Esto está configurado; no puedes cambiarlo."

 

"Además, dejando de lado a Ya Fei, no importa si te gusta Zhan Feng o no, él todavía es parte del Archipiélago de la Ejecución Inmortal."

 

"No importa qué conflictos internos haya, pero cuando enfrentamos a un enemigo externo, debemos estar unidos. No olvide lo que dijo Padre, o lo que le prometió."

 

"En este momento, Zhan Feng se ha convertido en un lisiado. Independientemente de lo que era antes, como persona del Archipiélago de la Ejecución Inmortal, ¿no deberías vengarlo?

 

 

Después de escuchar las palabras de Murong Xun, Murong Wan ligeramente frunció el ceño. Ella curvó sus labios otra vez, pero al final, saltó hacia delante y entró en la batalla entre Ya Fei y Chu Feng.

 

Si se tratara de una batalla normal, Chu Feng ya sintió una enorme presión al enfrentar a Ya Fei. Si continuaba, con el cultivo que actualmente Chu Feng tenía, sería muy difícil derrotar a Ya Fei. Ciertamente iba a ser reprimido.

 

Y el cultivo y la fuerza de Murong Wan eran más o menos los mismos que los de Ya Fei. Entonces, después de unirse al círculo de batalla, la presión que sintió Chu Feng se duplicó al instante.

 

Pero, parecía que ya esperaba una situación como esa. No solo carecía de la apariencia de ser un problema, sino que incluso surgió una leve sonrisa.

 

* Whoosh * De repente, Chu Feng retrocedió rápidamente. En el lugar donde estaba antes, apareció una puerta.

 

* Wuao ~ * Al mismo tiempo, innumerables llamas negras estallaron en la puerta. Instantáneamente, envolvió a Ya Fei y Murong Wan.

 

"¡¿Esto es ?!" En ese instante, incluso el rostro de Ya Fei y Murong Wan cambió, porque podían sentir qué clase de aura aterradora estaba dentro de las llamas negras. Era simplemente algo que nunca habían visto antes.

 

"Eggy, te dejaré estas dos a ti. Las quiero vivas." La sonrisa en la cara de Chu Feng se hizo aún más amplia cuando la vio.

 

Chu Feng había planeado todo: provocó intencionalmente a Ya Fei, lo que provocó su ataque. Luego, tomándolos por sorpresa, liberó a Eggy. Con eso, podría hacer que Eggy capturara a Ya Fei mientras no estaban preparados.

 

Y, mientras tuviera rehenes, especialmente dos, Ya Fei y Murong Wan, a pesar de que Murong Xun estaba allí, no podría retener a Chu Feng.

 

"Bummm!" Sin embargo, justo cuando el plan pensado de Chu Feng estaba a punto de triunfar, Murong Xun, que estaba en el aire, gritó. Entonces, un poder invisible estalló en él, disparando directo hacia las llamas negras que Eggy hizo.

 

* Boom * Cuando llegó ese poder, inmediatamente comenzó una intensa batalla con las llamas de Eggy. Los vientos y las nubes surgieron y el color del cielo cambió. Las ondas de choque ilimitadas parecían como si pudieran consumir todo. Incluso Ya Fei y Murong Xun se vieron afectados, siendo expulsados ​​a varios miles de metros de distancia.

 

Pero, Murong Xun fue realmente muy poderoso. No importaba cuán más excepcional era la fuerza de combate de Eggy, ante él, parecía que todos habían perdido su poder. Las terroríficas llamas de Eggy del Mundo Espiritual Asura fueron disipadas por Murong Xun.

 

"¡Chu Feng, corre! Esta persona es muy fuerte; ¡él no es alguien de quien podamos ocuparnos! "En ese instante, la generalmente segura y orgullosa Eggy también frunció el ceño cuando algo de preocupación apareció en sus ojos.

 

Después de recibir el mensaje mental de Eggy, Chu Feng lo entendió todo. Había un límite para el poder de la fuerza de combate de Eggy.

 

El poder de Murong Xun, un Señor Marcial rango ocho, era imparable; evidentemente, no era algo que Eggy, en su estado actual, pudiera defenderse. Por supuesto, incluso menos para Chu Feng. El título del genio número uno de la Región del Mar del Este no fue un rumor sin fundamento.

 

Pero aun así, Chu Feng no podía simplemente abandonar a Eggy. Él sabía que cuando un Espíritu Mundial salió de la Puerta Espiritual Mundial y entró en este mundo, había una restricción de distancia entre el Espíritu Mundial y el Espiritista Mundial. Exceder esa restricción significaría la muerte del Espíritu Mundial.

 

Esta distancia también fue muy corta, con el poder Espiritual que Chu Feng tenía actualmente. Si Chu Feng dejaba atrás a Eggy, después de cierta distancia, incluso si Murong Xun estaba dispuesto a dejar ir a Eggy, lo que le esperaba no era más que la muerte, sería lo mismo que Chu Feng matando a Eggy.

 

Como resultado, Chu Feng no solo se quedó atrás. Caminó en el aire, directamente hacia Eggy. Él solo se detuvo después de llegar a su lado.

 

"Tu ... ¿Por qué no escuchaste mis palabras? ¿No quieres vivir? " Eggy parecía un poco enojada cuando vio lo que Chu Feng hizo.

 

"No puedo permitir que pelees sola nunca más. De lo contrario, realmente no estaré demasiado calificado para ser tu maestro." Dijo Chu Feng mientras sonreía débilmente. En contraste, sin embargo, sus ojos estaban llenos de la decisión de seguir luchando.

 

"¡Menos de estas grandes palabras desvergonzadas! Nunca te he reconocido como mi maestro. "Eggy frunció los labios, pero luego, reveló una sonrisa encantadora en su rostro excepcionalmente hermoso. Aunque estaba muy enojada con la acción obstinada de Chu Feng, su corazón estaba bastante caliente.

 

Al menos, eso significaba que ella no lo juzgaba mal.

Login Form

CrewChat