buscar

Home

PMG: Capítulo 1383 - Meng Qing Vs El Príncipe Dragón

Capítulo 1383 - Meng Qing Vs El Príncipe Dragón

Un cultivador en la parte superior del reino Zun Qi de Tian Long susurró al emperador Tian Long: "Maestro, envía al noveno príncipe a matarlo."

El emperador Tian Long abrió los ojos después de escuchar eso. Solo altos funcionarios del Castillo Divino de Tian Long conocían el noveno príncipe del Castillo Divino de Tian Long. Aquellos que eran parte de un grupo llamado los Nueve Héroes podrían ser considerados grandes hijos  o hijos adoptados. Esos nueve héroes tenían un increíble estatus social dentro de la jerarquía del Castillo Divino de Tian Long y ya habían pasado por al reino Zun Qi hace mucho tiempo. El noveno príncipe ya había alcanzado la parte superior del cuarto reino Zun Qi.

Los otros cinco príncipes se habían abierto paso al quinto reino Zun Qi y superior. Los nueve príncipes fueron las cartas de triunfo del Castillo Divino Tian Long.

"No es necesario recurrir a métodos tan agresivos de inmediato. Deben permanecer discretos y continuar actuando como espías en la multitud. No pueden aceptar desafíos abiertos por el momento. Esta es solo la primera ronda y quiero que todos pasen a la siguiente ronda." Explicó el emperador Tian Long. Ese cultivador en la parte superior del reino Zun Qi asintió.

Por supuesto, todos esos influyentes grupos imperiales tenían cartas de triunfo similares al Castillo Divino de Tian Long.

"Además, envía a pequeño Séptimo a la etapa de batalla de Tiantai para que pueda matar a Xue Ling Long" Dijo el emperador Tian Long en voz baja. Ese cultivador en la parte superior del reino Zun Qi asintió.

Lin Feng no sabía lo que estaban diciendo. Después de que mató al cultivador del Castillo Divino de Tian Long, echó un vistazo alrededor y su silueta parpadeó. Sorprendentemente, aterrizó en el escenario de la batalla del Palacio de los Deseos del Cielos. ¿Iba a acosar ahora a mujeres hermosas?

La chica en el escenario ya había hablado con Lin Feng antes. En ese momento, su velo se rasgó y su hermoso rostro ahora era visible. Ella se sorprendió al ver a Lin Feng. Ella sonrió y dijo: "Si quieres luchar contra mí, solo puedo rendirme."

"¿Cómo podría luchar contra tanta belleza? Si ataco, definitivamente ganarás." Dijo Lin Feng, sonriendo y mirando a lo lejos. Pudo ver una mujer hermosa en la distancia: Yi Ren Lei.

"Está bien, si ese es el caso, voy a atacar ahora." Dijo esa chica sonriendo resplandeciente. Una ilusión apareció y Lin Feng apareció dentro de ella. Una hermosa mujer caminó lentamente hacia él, levantando su falda, mostrando sus muslos.

"Príncipe, por favor, hazme el amor", ijo la chica de una manera seductora. Lin Feng solo tenía que asentir y ella se quitaría la falda y se convertiría en su esclava sexual.

"Eres una mujer tan hermosa, encontrarás un buen novio en el futuro" Dijo Lin Feng sonriendo débilmente. Esa chica sonrió débilmente y de repente un puño se movió hacia él. Lo golpeó y fue expulsado.

"Eh ..." las personas que habían estado prestando atención a Lin Feng estaban asombradas. Acababa de darle sus puntos de victoria a esa chica. Lo que es un bastardo. Había matado a personas del Clan Qi, el Castillo Divino de Tian Long, la Iglesia del Deseo y ahora estaba ayudando a las chicas hermosas del Palacio de los Deseos del Cielo. ¡Ese demonio era un pervertido!

"Gracias, Maestro", Dijo la hermosa niña, sonriendo e inclinándose ante Lin Feng. Sin embargo, también parecía un poco enojada porque Lin Feng no le había hecho el amor en la ilusión.

"Estoy feliz si estás calificada" Dijo Lin Feng. La gente ahora estaba convencida de que él era un pervertido, matando hombres para dar sus puntos a las mujeres.

"¡Bastardo!" Gritó un cultivador en la parte superior del reino Zun Qi del Castillo Divino de Tian Long. Estaba furioso. No quería nada más que matar a Lin Feng.

Los miembros del Clan Qi también estaban furiosos. ¡Lo que es un bastardo! Culpó a los miembros del Clan Qi por ofrecer puntos y ahora él estaba haciendo lo mismo. Si pudieran hacerlo, él podría hacerlo también.

"¡Qué pervertido!" Yi Ren Lei lo miró enojada. Sorprendentemente, estaba dando sus puntos a sus compañeros discípulos y haciéndolos enamorarse de él.

"Yi Ren Lei, ¿lo hiciste ...?" Dijo la increíblemente hermosa emperatriz sonriendo.

"¡Maestro!" Dijo Yi Ren Lei sonrojándose. La emperatriz se rió y dijo: "No está mal, pero ¿no es demasiado agresivo?"

Lin Feng continuó matando gente del Clan Qi, incluso unas pocas docenas. Luego mató a otros cultivadores del Castillo Divino de Tian Long que tenían el potencial de obtener cien victorias. Continuaron matando gente de la Iglesia del Deseo y del Clan Si Kong.

"¡Maestro, debe estar loco!", Dijo Yi Ren Lei sonriendo débilmente.

La emperatriz asintió y sonrió.

Lin Feng continuó robando puntos de victoria y luego regresó con esa chica hermosa y le ofreció sus puntos nuevamente. Finalmente, estaba calificada para la siguiente ronda.

Los cultivadores del Clan Si Kong y el Clan Qi obtuvieron algunos puntos de victoria de los desafiantes, pero muy rápidamente, Lin Feng regresó y se los quitó.

"¡Se está vengando porque le robamos la flauta demoníaca!", Pensó Si Kong Xiao.

Lin Feng levantó la cabeza como si hubiera sentido que Si Kong Xiao lo estaba mirando. Entonces sus ojos se encontraron por un momento. Estaban muy lejos el uno del otro, pero con su fuerza, sabían que el otro había estado en un santuario.

Pasó un día y aún más personas obtuvieron cien victorias. Pero como antes, un influyente grupo imperial todavía no tenía ningún cultivador que hubiera obtenido cien victorias: El Castillo Divino de Tian Long.

Todo fue por Lin Feng. En ese momento, Lin Feng estaba sentado con las piernas cruzadas. Era como si pudiera ir y matar a alguien en cualquier momento.

En ese momento, Lin Feng tenía ochenta puntos de victoria, pero no se apresuró a dárselos a alguien porque ahora estaba prestando atención a la etapa de batalla de Tiantai. Meng Qing estaba en su escenario ahora.

Se veía hermosa y estaba matando gente, una tras otra con sus energías heladas. Su ilusión espacial vacía se había convertido en un activo increíble.

Lin Feng se mordió los labios. Se sentía celoso de todos los demás que la miraban. Quería abrazarla e impedir que la gente la mirara.

En ese momento, alguien saltó al escenario de batalla de Tiantai. Era un cultivador en la parte superior del quinto reino Zun Qi. Su Qi no era increíble, pero parecía peligroso.

Lin Feng no sabía si ese cultivador podría derrotar a Meng Qing o no.

Comenzaron a luchar, los copos de nieve flotando a su alrededor. Esa persona golpeó el aire en la dirección de Meng Qing. Era un ataque aparentemente ordinario, pero justo antes de que llegara a Meng Qing, se convirtió en una terrorífica ilusión de dragón que abrió su boca y mostró sus colmillos.

"Boom!" El corazón de Lin Feng se sentía como si fuera a explotar. Lin Feng saltó, repentinamente rodeado de Qi demoníaco. Sin embargo, la multitud estaba viendo a Meng Qing y esa pelea de cultivadores, por lo que no le prestaron atención a Lin Feng.

A pesar de que Meng Qing había llegado al segundo reino Zun Qi y era bastante fuerte, parecía que ella había ocultado su verdadera fortaleza hasta ese momento. En ese momento, los copos de nieve se convirtieron en cuchillas afiladas y se movieron hacia ese cultivador. Luego, los pétalos de nieve emergieron de sus manos, y usó su hechizo Tan cerca pero tan lejos para que el dragón no pudiera alcanzarla.

"Qué terrorífico Qi celestial", pensó la multitud.

"¡Con tanta fuerza, podría derrotar fácilmente a los cultivadores en la parte superior del reino Zun Qi!"

_____________________________

 

Editado y Traducido por Gasaraki

Login Form

CrewChat